La semana pasada la Fundación Arte y Solidaridad (FAS) obtuvo por parte del Ministerio de Bienes Nacionales, la entrega de concesión de uso gratuito -por un plazo de cincuenta años- del conjunto de obras fundacionales del Museo de la Solidaridad Salvador Allende (MSSA), de la etapa conocida como ‘Solidaridad’. Estas obras corresponden a donaciones que el museo recibió durante su primera etapa de formación, entre los años 1971 y 1973, de países como México, España, Francia y Argentina, que en su mayoría enviaron grabados y pinturas -como también esculturas, dibujos, collages, fotografías y textiles-, en un gesto de apoyo a la “vía chilena al socialismo” liderada por el presidente Salvador Allende.

La instancia se gesta gracias a la iniciativa de Claudia Zaldívar, directora del MSSA y directora ejecutiva de FAS, y al apoyo y valorización de estos bienes patrimoniales de parte del Ministerio, con el fin de regularizar el estado jurídico de las concesiones de las colecciones a la Fundación. Ésto con el propósito de respetar el mandato de los artistas donantes de que las piezas concedidas fueran de propiedad pública, razón por la cual desde la reinstalación del MSSA en el país en 1991 –luego de haberse reorganizado en el exilio como apoyo a la resistencia contra la dictadura, bajo el nombre Museo Internacional de la Resistencia Salvador Allende (MIRSA)-, se han realizado las gestiones jurídicas de recuperación de obras y su posterior traspaso al Estado de Chile.

Siguiendo ese propósito es que a inicios de la década del 90, el conjunto de obras del periodo ‘Solidaridad’ fue restituido desde la colección del Museo de Arte Contemporáneo (MAC) de la Universidad de Chile y traspasado por primera vez al Ministerio de Bienes Nacionales, el cual las entregó en concesión a la Fundación Salvador Allende (FSA). Posteriormente, en 2005, el fondo MIRSA más otras donaciones recibidas hasta ese año, fueron donadas por la Fundación Salvador Allende al Ministerio de Bienes Nacionales de manera modal, con el fin de que estas fuesen traspasadas en concesión a la Fundación Arte y Solidaridad (FAS), creada ese mismo año. Esta institución de régimen mixto, ha sido desde entonces la encargada de administrar, difundir, investigar y resguardar la Colección MSSA que sigue incrementándose; así como también comunicar su historia de conformación y relecturas, a partir de prácticas contemporáneas que dinamizan la relación con los públicos y la sociedad.

La concesión de ahora, por tanto, corresponde a una nueva oportunidad en que se regulariza el estado jurídico de las concesiones de la colección a la Fundación, fundamentados en la necesidad de que ésta “administre y le dé el debido resguardo y cuidado a las mencionadas obras, entendiendo la relevancia para el patrimonio cultural del país”, según se señala en el documento oficial.

La entrega fue realizada por la ministra de Bienes Nacionales Nivia Palma, y recibida por la directora del MSSA Claudia Zaldívar, en una ceremonia en la que también fueron beneficiados el Instituto Chileno Chino de Cultura, la Fundación Integra, el Proyecto Centro de Participación Social del Programa Quiero Mi Barrio y la Municipalidad de La Reina, la Junta de Vecinos Villa el Sol de Curacaví, la Nueva Escuela de Renca, Misión Evangélica Pentecostal 25 de Enero de Colina e Iglesia Misionera Evangelio Universal de Lo Espejo.

CompartirShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on PinterestShare on LinkedIn